Saltar al contenido

Reina Isabel II: Conoce las propiedades más emblemáticas de la monarca

Rate this post

La reina Isabel II, la monarca con el reinado más largo del Reino Unido, murió este jueves 08 de septiembre de 2022 a la edad de 96 años. 

A través de su cuenta oficial de Twitter, la Familia Real informó: “La reina ha muerto en paz en Balmoral esta tarde. El rey y la reina consorte permanecerán en Balmoral esta noche y regresarán a Londres mañana”.

Tras siete décadas en el trono, Elizabeth Alexandra Mary pasó sus últimos días en el castillo de Balmoral, ubicado en Escocia, el cual fue una de sus residencias de verano.

Desde el Palacio de Buckingham a una casita en Airbnb, las propiedades de la Reina Isabel II

La corona inglesa es una de las más ricas del mundo, gracias a su antigüedad. De acuerdo con el London Times Rich, la fortuna de la reina Isabel II es de entre 500 y 600 millones de dólares, aunque dicho monto no es definitivo ya que debe pasar por la Lista Civil que administra sus recursos.

Su patrimonio se compone de joyas costosas, autos clásicos y, especialmente, propiedades históricas; aquí algunas de las más famosas. 

Palacio de Buckingham

El Palacio de Buckingham es la residencia de la familia real británica en Londres desde 1837. Fue construido en 1703 para el duque de Buckingham. 

Cuenta con 777 habitaciones y tiene los jardines privados más grandes de la ciudad. Además, posee una galería de arte con obras de Rembrandt, Antón Van Dyck, Rubens y Vermeer. 

 

Palacio de Buckingham, Londres.

Castillo de Balmoral

El castillo de Balmoral está situado en Escocia, Reino Unido, fue en este lugar donde la reina Isabel II falleció. Se convirtió en residencia real en 1848 cuando la reina Victoria I, tatarabuela de la monarca, y el príncipe Alberto decidieron pasar el verano allí. 

Con el paso de las generaciones, la propiedad se ha extendido hasta alcanzar cerca de 260 kilómetros cuadrados de superficie. 

 

Castillo de Balmoral, Escocia.

Castillo de Windsor

Al oeste de Londres se encuentra el castillo más notable por su antigua relación con la familia real británica y porque encarna casi un milenio de historia arquitectónica. 

Fue construido por Guillermo el Conquistador en el siglo XI. Ocupa un área de más de cinco hectáreas, con diseño de estilo georgiano y victoriano sobre una estructura medieval, también tiene toques góticos reinventados en un estilo moderno. 

Sus instalaciones incluyen la biblioteca real, famosa por sus colecciones de dibujos de Leonardo da Vinci y Miguel Ángel Buonarrotti.

 

Castillo de Windsor, Londres.

Garden House en Sandringham

Esta residencia dentro de la finca de Sandringham perteneció al jardinero en jefe de la realeza y forma parte de las 10 mil hectáreas que ocupa la finca real en el condado de Norfolk, a 160 kilómetros al norte de Londres.

Quizá la Garden House es una de las propiedades más especiales de la Reina Isabel II, no solo por su sencillez, en comparación con los palacios y fortalezas que acostumbraba, sino porque ofrece la oportunidad que cualquier persona experimente “dormir como una reina”. 

Esto gracias a que fue puesta en renta al público general a través de Airbnb. De acuerdo con la plataforma, cuenta con cuatro habitaciones, seis camas y se pueden hospedar un máximo de ocho personas desde 410 euros la noche.